Coosalud

Todas las noticias

¿Qué es la presión arterial?

Cada vez que el corazón late, bombea sangre a los vasos sanguíneos que son los encargados de llevarla a todo el cuerpo. La tensión arterial es la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes de las arterias al ser bombeada por el corazón. Entre más alta sea la tensión, más esfuerzo tiene que hacer el corazón para bombear, y mayor es el riesgo de daño tanto de este como de los vasos sanguíneos de órganos principales como el cerebro y los riñones.

 

 

 

Infarto de miocardio, ensanchamiento del corazón, insuficiencia cardiaca, deficiencia renal, ceguera y deterioro cognitivo, son algunas de las consecuencias que puede generar la hipertensión arterial si no se detecta a tiempo. Adicional a esto, factores como el consumo de tabaco y alcohol, una dieta alta en harinas y grasas, la inactividad física y estrés permanente, pueden llegar a agravar la salud, aumentando la posibilidad de sufrir desde un infarto hasta un accidente cerebrovascular mortal.

 

 

 

A propósito del Día Mundial de la Hipertensión, Coosalud consultó a varios especialistas para que nuestros afiliados estén enterados con más profundidad sobre esta enfermedad y los hábitos que se pueden adoptar para prevenirla a tiempo.

¿Cuál es la conexión entre el estrés y la presión arterial?

El cuerpo produce un conjunto de hormonas cuando experimenta una situación de estrés, las que hacen que la presión arterial aumente, el corazón lata más rápido de lo normal y los vasos sanguíneos se estrechen.

 

 

 

El estrés por sí solo no es una causa directa de hipertensión a largo plazo, pero reaccionar a él de una manera poco saludable aumenta el riesgo de tener presión arterial alta, accidentes cardiovasculares y ataques cardíacos.

 

 

 

Por otro lado, las afecciones cardíacas pueden llegar a estar asociadas a ciertos trastornos de salud relacionados con el estrés como la ansiedad, el aislamiento del entorno y la depresión.

 

 

 

Para disminuir las probabilidades de padecer hipertensión y sus consecuencias, se pueden adoptar las siguientes recomendaciones:

 

  • Reducir los alimentos altos en grasas saturadas.
  • Incrementar el consumo de frutas y verduras.
  • Acudir a control médico al menos cada seis meses.
  • Disminuir el consumo de sal.
  • Realizar actividad física regular; mínimo 30 minutos diarios.
  • Evitar el consumo de alcohol y tabaco.
  • Manejar el estrés de una forma adecuada, a través de la meditación, relaciones positivas con el entorno y ejercicio físico.

¡Toma el control de tu salud y tómate la tensión arterial regularmente!

¿DÓNDE
ESTAMOS?

Map marker

¿Has tenido algún inconveniente?

Escríbenos aquí tu pqr
¿CÓMO AFILIARSE AL RÉGIMEN SUBSIDIADO?

¿CÓMO AFILIARSE AL RÉGIMEN SUBSIDIADO?

Ver más
CARTA DE DERECHOS Y DEBERES

CARTA DE DERECHOS Y DEBERES

Ver más
COPAGOS

COPAGOS

Ver más
Ir al contenido